El radiador es uno de los sitios más calentitos de la casa en invierno y tus gatos querrán estar lo más cerca posible de él, que mejor manera que estar sobre su cama radiador para gatos.

Tener una hamaca regulable para el radiador tiene muchas ventajas

  • Es un lugar confortable y caliente.
  • Tiene un marco metálico rígido y resistente.
  • La funda tiene una suave textura de felpa, que proporciona calor y que además es muy fácil lavarla.
  • Se regula para poder ajustarse a todos los radiadores.